Situación extraña la que está viviendo el Castellón esta temporada. Vuelta a Segunda B tras unos años en Tercera, confección de una gran plantilla y los resultados no acompañan ni mucho menos. Muchísimos empates (12, el que más junto con la Real Unión) y muy pocas victorias (tan sólo 3).
Las expectativas creadas al principio de temporada quizás fueron algo precipitadas, como suelen decir, mejor asentarse en la categoría y luego ya mirar hacia arriba, pero con fichajes como Gálvez, Regalón, Delgado, Satrústegui, José Carlos o Máyor entre otros pensar en no descender parecía ser un poco conservador, pero el tiempo ha mostrado que no ha funcionado el plan.
Afortunadamente para su afición, una de las más numerosas sino la más numerosa de Segunda B, llevan ya 4 partidos consecutivos sin conocer la derrota, algo muy importante en la categoría de bronce, donde el no perder siempre ayuda.
Hoy jugaban ante un rival directo, el Ontinyent, y el equipo ha respondido, los cambios en la plantilla este mercado de invierno han surgido efecto y el equipo ha mejorado, tras tantos bailes de entrenadores parece que se encuentra la estabilidad tan ansiada.
Además, César Díaz, flamante fichaje llegado del Racing para reforzar el ataque ha visto puerta en su primer partido, algo que seguro animará a la afición orellut y le dará moral al jugador de Albacete para volver a mostrar su mejor versión.
¿Mantendrá la buena racha los orelluts? ¿Será Castalia la clave para la permanencia? ¿Mantendrán una buena racha y aspirarán a algo más?

heber pena Previous post El Melilla se quita las penas
joan oliver Next post Bombona de oxígeno para el Reus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Perfiles en Redes Sociales